Amenazas de Muerte en Contra de Integrantes de Credhos

Lunes 4 de junio de 2012, por Credhos

La Corporación regional para la Defensa de los Derechos Humanos Credhos, denuncia ante la comunidad nacional e internacional un nuevo hecho de amenaza de muerte por parte del grupo Paramilitar denominado Los Botalones en contra de los miembros de la Junta Directiva de Credhos, en especial de Abelardo Sánchez Serrano, tesorero de Credhos, Wilfran Cadena Granado vicepresidente de Credhos, Maria Ravelo Grimaldo, fiscal de Credhos y presidente de la Asociación Nacional de Ayuda Solidaria Andas y Maria Calderon Rangel, miembro de Credhos, ex dirigente sindical de la Unión Sindical Obrera U.S.O. SUBDIRECTIVA El Centro y presidenta de la Asociación de mujeres María Cano

Hechos

El pasado martes 29 de mayo de 2012, siendo las 8:15 a.m. ingreso a las instalaciones de Credhos el compañero Wilfran Cadena Granado, vicepresidente de la corporación y encontró dos sobres de manila tamaño oficio; en uno de ellos se encontró en su interior un proyectil de arma de fuego calibre nueve milímetros y un panfleto que contenía una amenaza de muerte en la cual el grupo paramilitar denominado Los Botalones, declaraban objetivo militar a los compañeros Wilfran Cadena Granado, vicepresidente de Credhos, María Ravelo Grimaldo, fiscal de Credhos, Abelardo Sánchez Serrano, tesorero de Credhos y María Calderón Rangel, ex dirigente sindical de la U.S.O. subdirectiva El Centro , el texto de la amenaza dice lo siguiente: ´´ Les informamos a la comunidad de Barrancabermeja que los siguientes señores son declarados objetivo militar por nuestra organización Wilfran Cadena Granado, Abelardo Sánchez, María Ravelo Grimaldo, María Calderón, estos señores que bajo la máscara de defensores de derechos humanos y supuestos líderes sindicales sacan de la ciudad con todas las garantías a delincuentes mafiosos y guerrilleros que han hecho mucho daño en Barrancabermeja, ojala que la plata que se roban les alcance para esconderse hijos de puta¨

Esta nueva amenaza de muerte contra miembros de Credhos y dirigentes sociales se da en el marco de una serie de hechos de violaciones de derechos humanos que se vienen desarrollando en la ciudad y la región del Magdalena Medio como es el caso de las desapariciones forzadas y posterior asesinatos de ciudadanos en diferentes sectores del area urbana y rural, en las cuales la Corporación Credhos y demás organizaciones sociales han realizado denuncias constantes sobre estos hechos ante autoridades civiles, policiales y judiciales de la ciudad de Barrancabermeja

Antecedentes

El día 13 de enero de 2012 fue amenazado de muerte el defensor de Derechos Humanos Abelardo Sánchez Serrano por dos sujetos desconocidos, quienes se movilizaban en una motocicleta de alto cilindraje en el sector de la Avenida 52 A con carrera 22 del Barrio Torcoroma de la ciudad de Barrancabermeja, siendo las 9:20 a.m. en la cual el sujeto que iba de parrillero desenfundo una pistola y apuntándole hacia la humanidad le indico que tenía 72 horas para salir de la ciudad al igual que los otros miembros de la corporación, que dejáramos de estar haciendo denuncias en contra de la fuerza pública por violaciones de derechos humanos en la región del Magdalena Medio, que si tenían que darle a todos para que se callaran lo hacían.

Esta amenaza se presentó 24 horas después de realizarse una rueda de prensa el día 12 de enero del presente año en la que se invita a las comunidades y organizaciones sociales defensoras de derechos humanos a participar delacto de conmemoración de los 23 años de la Masacre de la Rochela, acto que se llevó a cabo el día 18 de enero de 2012 en la Vereda la Rochela jurisdicción del Municipio de Simacota Santander; hecho criminal en el cual el Estado Colombiano fue condenado el 11 de mayo de 2007 por la Corte Interamericana de Derechos Humanos por su responsabilidad internacional en Acción y Omisión, y en la cual la Corporación Credhos hizo parte de la Comisión Política y de las organizaciones sociales convocantes de dicho evento de homenaje a la memoria de las víctimas de este Crimen de Lesa Humanidad, ocurrido el 18 de enero de 1989.

Los miembros de la Corporación Credhos son víctimas de manera constante de amenazas de muerte y acciones criminales a través de panfletos enviados vía mensajería personalizada a la sede de la corporación, mensajes de texto enviados a los teléfonos celulares, seguimientos constantes e intimidaciones, registrándose desde el año 2009 a la fecha doce amenazas de muerte contra Credhos y demás organizaciones sociales de la ciudad y la región del Magdalena Medio; hechos a tribuidos a los grupos paramilitares que operan en esta zona del territorio nacional; amenazas realizadas en respuesta a las denuncias por las violaciones a los Derechos Humanos e Infracciones al Derecho Internacional Humanitario cometidas por agentes del estado y demás grupos al margen de la ley,en las cuales la Corporación Credhos ha sido protagonista directa en realizar dichas denuncias ante autoridades locales, regionales y nacionales, al igual que ante organismos nacionales e internacionales de protección a los derechos humanos

Es de mencionar que en la actualidad las medidas Cautelares solicitadas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos al Estado Colombiano desde el año 2002 a favor de los miembros de Credhos están suspendidas, ya que el gobierno Colombiano argumenta que con la supuesta desmovilización de los grupos paramilitares no existe riesgo alguno para el trabajo de los defensores y defensoras de derechos humanos en nuestro país y que las amenazas de muerte en contra nuestra cometidas por estos grupos que mantienen intactas sus estructuras criminales en la región del Magdalena Medio no tienen aceptación, por lo tanto no somos merecedores de dichas medidas

La compañera María Calderón Rangel es víctima constante de amenazas de muerte a través de llamadas a su teléfono celular y al de su residencia, amenazas de muerte mediante las cuales le dicen ´´Que no siga con la fachada de defensora de derechos humanos y que ya no es dirigente sindical que hace todavía´´ y que si todavía va a seguir con el sofisma de defender los derechos humanos a través de la organización de mujeres María Cano de la cual es su presidente, que se quede quieta que no moleste más.

Por lo anterior:

Exigimos al Estado Colombiano

1. Brindar en el marco de un real Estado Social de Derecho las garantías políticas para el trabajo de los defensores y defensoras de derechos humanos en nuestro país, en especial de los miembros de Credhos.

2. Adelantar las investigaciones que sean necesarias para dar con los responsables intelectuales y materiales de estas amenazas y demás hechos criminales de intimidación y seguimientos ilegales en contra nuestra

3. Implementar todas las medidas de protección que sean necesarias para garantizar la vida e integridad física delosdefensores y defensoras de derechos humanos y en especial de Abelardo Sánchez Serrano, Wilfran Cadena Granado, María Ravelo, María Calderón Rangel y de los demás miembros de Credhos

Solicitamos a La Comunidad Internacional

1. Instar al Estado Colombiano para que dé un cumplimiento real a los tratados firmados ante la comunidad Internacional en materia de protección a los derechos humanos

2. Acompañar permanentemente el trabajo realizado por los defensores y defensoras de Derechos Humanos, como también de los procesos organizativos desarrollados por las comunidades víctimas del conflicto social, político y armado existente en Colombia.

Ed. Avianca: Calle 16 No. 6-66 Piso 25 - Bogotá DC
Horario de Atención: Martes a Viernes, 2 a 5 pm
PBX: (571) 7421313
FAX: (571) 2824270
Apartado Aéreo: 33035