14 de febrero: Día internacional de los trabajadores y trabajadoras de la floricultura

Viernes 14 de febrero de 2020

La agroindustria, a pesar de estar en el primer renglón de exportación, no retribuye adecuadamente a sus trabajadores y trabajadoras, quienes en su mayoría son mujeres. En conclusión una de las fechas más exitosas para el empresariado del sector floricultor resulta ser una de las más desalentadoras para los trabajadores y trabajadoras de las flores

#NoComemosFlores: Red Popular de Mujeres de la Sabana

Hoy es un día de conmemoración internacional porque denunciamos ante la opinión pública las difíciles condiciones laborales de los trabajadores y trabajadoras de la agroindustria de las flores. Sector que desde hace más de 50 años se instaló en el territorio de la sabana de Bogotá deteriorando sus bienes naturales, entre ellos, el agua y los suelos fértiles usados anteriormente para la siembra de alimentos.
Así mismo denunciamos las afectaciones sociales por las precarias condiciones laborales en las que se encuentran los y las trabajadoras en términos de contratación por temporadas como “San Valentín”. Con ello, se ha deshumanizado la vida y el trabajo; la agroindustria, a pesar de estar en el primer renglón de exportación, no retribuye adecuadamente a sus trabajadores y trabajadoras, quienes en su mayoría son mujeres.

Basado en lo anterior denunciamos el incumplimiento en el pago de prestaciones sociales que afecta de manera integral los Derechos Humanos de las y los trabajadores, de tal manera:

• El acceso a la atención de la salud con tratamientos debidos, eficaces y asertivos; la exigencia justa frente a la llamada ley de estabilidad ocupacional reforzada (Ley 361 de 1997) para trabajadores y trabajadoras que adquieren enfermedades laborales, principalmente, por movimientos repetitivos, por exposición a cambios de temperaturas, pesticidas y agroquímicos, entre otros.

• El acceso a la jubilación en el sector es incierta porque existen reiterativas denuncias en el incumplimiento de pagos a los fondos de pensiones a pesar de los descuentos que se hacen de los salarios. También, las negociaciones individuales condicionadas por el empleador son una práctica que va en contravía de los derechos adquiridos por las luchas históricas de trabajadores, trabajadoras y organizaciones sociales.

• Las metas de rendimiento diario son inalcanzables, los topes impuestos por las empresas para lograrlo, multiplican el esfuerzo físico y emocional expresado en la afectación de las relaciones sociales y su tejido.

• Se ha potenciado la contratación de personal masculino sin requerimiento de libreta militar en el sector. Evidenciándose que en el tiempo del pago de salarios aparecen en los cultivos camiones del ejército requiriendo documentos sobre su situación militar, llegando incluso al reclutamiento lo cual está prohibido por la sentencia C-879 del 2011, esto ha generado miedo en los trabajadores por las nuevas tácticas de reclutamiento que exponen una presunta relación entre el sector floricultor y el ejército nacional.

• Siendo el sector floricultor prometedor económicamente a nivel internacional, se han puesto en marcha los TLC (Tratados de Libre Comercio) especialmente el firmado con los Estados Unidos en el año 2011. A partir de ello, las condiciones laborales en el sector se han transformado, así como la intensificación de la producción, lo que ha acelerado el deterioro del medio ambiente. Para garantizar lo establecido en este TLC, se creó un pacto llamado: Plan de Acción Laboral (PAL) que, en vez de ayudar en la mejora de las condiciones laborales, por su omisión, agudizan la tercerización y flexibilización laboral que siguen expresándose en prácticas como el trabajo a destajo “por lo que haga”, o en el peor de los casos, realizando pruebas de ingreso por uno o varios días, los cuales no son remunerados y no concluyen en contratación.

Por lo anterior y más, como organización feminista y popular defensora de la vida y del territorio, rechazamos de manera tajante las políticas del gobierno actual que son una continuidad histórica, agudizada por las reformas propuestas e implementadas las cuales van en contravía de los Derechos Humanos y fundamentales afectando de manera directa a trabajadores y trabajadoras, ya que el crecimiento internacional del sector no es una garantía del bienestar humano, ni del territorio.

Así mismo y teniendo en cuenta que nos encontramos en la construcción de una paz estable con garantías sociales, que implica el respeto a los derechos laborales y ambientales, exigimos al Estado la implementación de los acuerdos de paz, el desmonte inmediato del ESMAD y garantías para la organización social y el legítimo derecho a la protesta, para la construcción para la vida digna.

DESDE LAS MUJERES ¡A PARAR PARA AVANZAR! ¡VIVA EL PARO NACIONAL!
“LAS TRABAJADORAS Y TRABAJADORES DE FLORES,
¡SOMOS MÁS IMPORTANTES QUE MILES DE FLORES JUNTAS!”


Circular de la Organización Nacional de Obreros Trabajadores de la Floriocultura -ONOF

Facatativá 14 de febrero de 2020

Trabajadores, consumidores:

Hoy, la Confederación de Trabajadores de Colombia CTC y La Organización Nacional de Obreros Trabajadores de la Floricultura Colombiana Onof con todas sus seccionales, saludamos el 14 de febrero “Día Internacional de las y los trabajadores de las flores¨; a los miles de hombres y mujeres trabajadoras de las flores que han entregado toda una vida de trabajo.

Son aproximadamente 90.000 trabajadores directos en más de 400 empresas de flores los encargados de cortar y clasificar los más de 600 millones de tallos que se entregaran principalmente en los Estados Unidos, lo que representara más de 1500 millones de dólares en ventas.

Colombia ha firmado Tratados de Libre Comercio entre otros con; Estados Unidos, la Unión Europea y más recientemente con Canadá. En ellos se señala la importancia del respeto a los derechos laborales de los trabajadores de las flores, se citan capítulos especiales para hacer seguimientos ante la vulneración de los mismos, sin embargo observamos cómo el Gobierno Nacional, y el Ministerio de Trabajo hace caso omiso a estos seguimientos o presenta informes que no tienen nada que ver con la realidad laboral actual que viven los trabajadores de la floricultura.

El derecho de asociación sigue siendo el más vulnerado, las políticas antisindicales trazadas por las empresas de flores impiden que los trabajadores se organicen y reclamen sus justos derechos; Los Pactos Colectivos (mediocres) que las empresas firman con los trabajadores además que los incumplen frenan y limitan las peticiones para la firma de una Convención Colectiva; La tercerización laboral sigue aumentando y frente a los acuerdos de formalización laboral realizados entre el año 2018 y el año 2019 disminuyeron considerablemente en el sector floricultor logrando de esta manera seguir rompiendo la relación obrero patronal. El sistema de salud sigue siendo ineficiente y demorado a la hora de determinar una enfermedad laboral (ARP), de una común (EPS).

Onof desarrolla parte de su trabajo en la Sabana de Occidente; en Facatativá donde el 15% del PIB (Producto Interno Bruto) del municipio lo producen los trabajadores de las flores esto, nos permite un acercamiento real para entender las múltiples dificultades del sector, las afectaciones a su salud, agotamiento mental y físico mediante los trabajos repetitivos, el decrecimiento y perdida de su salario, el desconocimiento de sus derechos laborales, todas, condiciones que han logrado la reducción de la vida laboral.

El año 2003, en Facatativá se firma el “Acuerdo número 020 del año 2003” donde se crea el “Comité Local para la protección de los derechos de la trabajadoras y trabajadores de las empresas de flores” Este acuerdo busca detectar las necesidades y problemáticas, implementar programas, velar por la atención de las necesidades familiares y promover actividades entre otras que contribuyan en la defensa de sus derechos. Sin embargo es poco lo que se ha logrado avanzar en este por negligencia por parte de las administraciones anteriores de las empresas de flores ubicadas en el municipio de Facatativá.

En conclusión una de las fechas más exitosas para el empresariado del sector floricultor resulta ser una de las más desalentadoras para los trabajadores de las flores, porque cada año cuando llega la celebración del 14 de febrero, están peor que el año inmediatamente anterior frente al tema de sus derechos laborales.
Por esto es necesario que el Gobierno Colombiano a través del Ministerio del Trabajo adopte una verdadera voluntad política seria para el cumplimiento en la protección de los derechos laborales de los trabajadores de las flores en Colombia.

JUNTA NACIONAL-ONOF

¡¡ QUE VIVA EL JUSTO DERECHO A SINDICALIZARNOS LIBREMENTE EN EL SECTOR FLORICULTOR!!

Afiliaciones

Afiliado a la Federación Internacional de Derechos Humanos
y la Organización Mundial contra la Tortura
Estatus Consultivo en la OEA

José Alvear Restrepo

Nace en Medellín el 1 de julio de 1913 en el seno de una familia de profundas convicciones religiosas y bajo los parámetros de la ideología del partido conservador. Realiza sus estudios en la Facultad de Derecho de la Universidad de Antioquia, donde se gradúa de Abogado con una brillante tesis titulada: "Conflictos del trabajo: la huelga"

Ed. Avianca: Calle 16 No. 6-66 Piso 25 - Bogotá DC - Horario de Atención: Martes a Viernes, 2 a 5 pm - PBX: (571) 7421313 - FAX: (571) 2824270 - Apartado Aéreo: 33035